CulturaMundo

Por primera vez en tres siglos, el Vaticano exhibe la escalera de mármol que subió Jesús durante su juicio

Los listones de madera de nogal que la cubrían y protegían desde 1723, por orden del papa Inocencio XIII, han sido retirados para su restauración

Subir la Escalera Santa de rodillas, en silencio, es una tradición que practican todos aquellos que llegan a Roma y que pasan por el Vaticano.

La misma, que según la tradición subió Jesucristo para ser juzgado, se muestra ahora, por primera vez, sin la madera que las protegía, en su estado más original.”Durante sesenta días podremos recorrer con nuestras rodillas y tocar el mármol que el mismo Jesús pisó en el palacio del pretorio donde fue juzgado por Poncio Pilatos”, manifestó el padre Francesco Guerra, rector del Pontificio Santuario de la “Escalera Santa”.
Esta escalera de mármol de 28 escalones fue llevada de Jerusalén a Roma bajo el reinado del emperador Constantino, según una leyenda, antes de ser cubierta en 1723 con madera para protegerla del desgaste ocasionado por los peregrinos.

Según la tradición católica, Jesús subió esta escalera en el palacio pretorio de Jerusalén, en donde fue condenado a muerte. Luego, la trasladaron a Roma en el 326 d.C por orden de Santa Elena, madre del emperador Constantino, quien en 313, en virtud del Edicto de Milán, legalizó el cristianismo y lo hizo religión oficial del Imperio tras siglos de persecuciones.

En un primer momento, la escalinata fue ubicada en una entrada fuera del palacio Lateranense, sede papal antes del Vaticano. Pero en 1589, Sixto V ordenó que se construyera un edificio específico para que quedara protegida, por su gran veneración entre los fieles

La escalinata fue restaurada durante los últimos dos años, desvelando algunos de sus secretos mejor guardados, y para su inauguración al descubierto fue bendecida por el cardenal vicario de Roma, Angelo De Donatis, que esparció agua bendita con un hisopo.

La protección se eliminó brevemente en 1950 para una limpieza y, desde entonces, esta escalera de mármol, que se supone que está manchada con la sangre de Cristo en el undécimo escalón, no había vuelto a ver la luz.

(Fuente:IProfesional)

Show More

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close